VALORACIÓN DEL GRUPO MUNICIPAL DEL PARTIDO POPULAR TRAS HABER FINALIZADO EL PLAZO DE SOLICITUD DE AYUDAS POR MATERIAL ESCOLAR Y EXCLUSIÓN DE LAS FAMILIAS QUE LLEVAN A SUS HIJOS A COLEGIOS CONCERTADOS

 

7 concejasl del PPAYUDAS MUNICIPALES MATERIAL ESCOLAR 

Finalizado el plazo de solicitud de las ayudas municipales por material escolar, el Grupo Municipal del Partido Popular considera que el tripartito que gobierna el Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo debiera hacer un ejercicio de reflexión serio sobre los requisitos de concesión y exclusión de las mismas.

Este grupo municipal ha observado cómo muchas familias de niños y niñas que estudian en colegios concertados de nuestra ciudad se han acercado hasta el Ayuntamiento a solicitar las ayudas por material escolar.

También a este grupo municipal se han acercado padres y madres de estos niños mostrando su preocupación al respecto, ante una decisión plenamente injusta y que les causa un evidente perjuicio.

Asimismo, incluso, alguna ONG de Ciudad Rodrigo nos ha apuntado cómo algunos padres se han dirigido a la misma con el fin de solicitar ayuda para hacer frente a los gastos por material escolar ante el anuncio de exclusión por el tripartito como beneficiarios de las ayudas, a los niños y a las familias que estudien en colegios que no son públicos.

Estas reflexiones las trasladaremos en los ruegos y preguntas de la Comisión oportuna cuando fuera convocada, pues entendemos que la decisión de excluir a los niños de colegios concertados de las ayudas por material escolar debiera revisarse, debiendo el tripartito dar una solución a esta injusta e inaceptable situación, que sólo ellos han generado por sus caprichos y prejuicios ideológicos.

La decisión de excluir de las ayudas a las familias que asisten a centros concertados en nuestra ciudad es del todo incomprensible. Aunque lo es per se con independencia de quien lo proponga, lo que no es comprensible es que fuerzas políticas como Ciudadanos, y su líder Joaquín Pellicer, la hayan apoyado, salvo que quede demostrado, como está ocurriendo, que tienen un proyecto similar a las formaciones más de izquierdas, como Izquierda Unida, que es la que maneja los hilos y asienta criterio en el Ayuntamiento. Quizás el pasado socialista del líder de Ciudadanos lo explique todo.

En la concesión de este tipo de ayudas deben primar criterios de renta, única y exclusivamente. Nunca el lugar donde estudian. No es un argumento lógico, como repite el tripartito una y otra vez, el hecho de que la titularidad de los centros no sea pública, pues los niños que estudian en los mismos no tienen ninguna titularidad y, en todo caso, son hijos o hijas de padres y madres que pagan religiosamente sus impuestos al Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo.

Pediremos en la próxima comisión una rectificación de la postura, dando una solución municipal a la necesidad que algunas familias que llevan a sus hijos a colegios concertados tienen para hacer frente a los gastos por material escolar. El tripartito parte de una confusión manifiesta. Las familias no pagan por llevar a sus niños a tales colegios, habiendo también entre tales familias, reales y patentes situaciones de necesidad, que el Ayuntamiento no puede obviar siempre que se parta de que es una Administración de todos y no sólo de algunos. Hay niños que acuden, incluso, a estos colegios al no haber accedido a otros públicos, o por razones de proximidad a sus domicilios.

Como hemos apuntado desde el primer momento, la decisión de excluir a estas familias y a estos niños pudiera rozar la inconstitucionalidad y ser contraria a la normativa educativa, ya que queda consagrada la libertad de los padres de llevar a sus hijos a que reciban la educación que ellos precisen, la protección de la infancia y de la familia, y el más elemental principio de igualdad.